5 Consejos para servir el vino en casa

Seguro que muchos de vosotros ya tenéis vuestro “ritual” vinícola establecido en el momento de descorchar una botella y servirla a los comensales, pero en Bodega Iniesta queremos destacar 5 claves básicas para poder disfrutar aún más de nuestros apreciados vinos.


Antes de servir el vino de nuestras botellas, recordamos que para que el vino esté en óptimas condiciones deberemos disponer de un espacio con temperatura constante y en posición horizontal.
1. Temperatura – Preparar las botellas previamente a la temperatura adecuada para consumir los vinos:
Blancos, Rosados: 8-10º
Tintos jóvenes: 12-15º
Tintos con crianza: 16-18º
Para los tintos es recomendable abrirlos media hora antes de su servicio para, así, lograr una perfecta degustación de sus propiedades olfativas y gustativas.
2. Orden de servicio – En el caso de disponer de diferentes vinos durante la comida, recordad que no deben servirse vinos con más cuerpo y sabor antes que otros más jóvenes y menos intensos. Es importante elegir el vino adecuado y el orden en el que van a ser servidos.
3. Cantidad – No llenar la copa en su totalidad. Lo apropiado es que el nivel del vino llegue por debajo de la mitad de la capacidad de la copa. En el espacio vacío, se concentraran los aromas del vino de los que disfrutaremos olfativamente al beber.
4. Degustar – Para poder degustar el vino, cogeremos la copa por su pierna y se evitará tocar con la mano el cuerpo de la copa, pues ello contribuiría a calentar el vino.
5. Disfrutar de nuestros caldos en buena compañía 😉
Y vosotros, ¿Tenéis algun ritual para servir el vino en vuestras casas?